Ácido Hialurónico: “la crema hidratante de la naturaleza”

Cuando leemos que una crema o cualquier otro cosmético lleva ácido hialurónico lo asociamos directamente con el efecto de reducción de las arrugas pero, ¿qué es y cómo actúa el ácido hialurónico?

Realmente, el ácido hialurónico es un polisacárido que se encuentra presente de forma natural en nuestra piel pero que con el tiempo y, especialmente a partir de los 30 años, va disminuyendo. Este polisacárido puede encontrarse prácticamente en todos aquellos seres vivos que poseen articulaciones y tejido conjuntivo y su función es la de retener el agua en la piel, formando una película visco-elástica.

Gracias a sus propiedades y beneficios, el ácido hialurónico se considera el activo hidratante más eficaz. Su función es la de hidratar la piel en profundidad, manteniendo su elasticidad y evitando así la formación de las arrugas. Por eso, mucha gente considera que el ácido hialurónico es la crema hidratante de la naturaleza.

Antes de adentrarnos en las propiedades y beneficios del ácido hialurónico, vamos a contarte de dónde se obtiene y si es posible encontrarlo en organismos vegetales.

Origen del Ácido Hialurónico. ¿De dónde se obtiene?

En cosmética, es posible encontrar ácido hialurónico de origen vegetal y de origen animal.

  • Origen animal: en este caso, se extrae de las crestas de los gallos. Ello supone un avance, ya que anteriormente se obtenía de la aleta de tiburón, poniendo en peligro la especie.
  • Origen vegetal: en Jabonarium, siempre nos decantamos por el de origen vegetal. Nuestro ácido hialurónico se obtiene por fermentación de pepona de trigo (semilla) y glucosa (semilla de maíz).

Propiedades y Beneficios del Ácido Hialurónico

El ácido hialurónico es un principio activo muy utilizado en cosmética natural gracias a sus numerosas propiedades y beneficios, especialmente en cosmética antienvejecimiento. Destacamos las siguientes:

  • Gracias a su capacidad para retener el agua el ácido hialurónico es capaz de reconstituir las fibras que sostienen los tejidos de la piel, favoreciendo la producción de colágeno y elastina naturales. Con su aplicación constante, consigue así prevenir el envejecimiento del rostro de manera natural y sencilla
  • Es un potente activo antiarrugas, súper hidratante y humectante.
  • El ácido hialurónico es tolerado por todo tipo de pieles, desde extremadamente secas a pieles muy grasas.
  • Mantiene las moléculas de agua en las células y tejidos, proporcionando el medio que nuestro organismo necesita para el transporte molecular y otros muchos procesos.
  • Posee la capacidad de retener el agua en un porcentaje equivalente a miles de veces su peso.
  • Con su uso continuado se observa una reducción visible de las arrugas, mayor luminosidad de la piel, uniformidad en el tono, humectación y reducción de las bolsas debajo de los ojos. La piel se tonifica y se vuelve más compacta.

¿Qué diferencia existe entre el Ácido Hialurónico de Bajo Peso Molecular y el de Alto Peso Molecular?

La diferencia está en el tamaño de la molécula. El de alto peso molecular tiene una molécula más grande y actuará en las capas más externas de la piel. El de bajo peso molecular tiene una molécula más pequeña y actúa en las capas más internas de la piel.

¿Y con respecto al Ácido Hialurónico al 1%?

Nuestro ácido hialurónico al 1% es de alto peso molecular y la diferencia con respecto al resto es que ya viene disuelto en agua al 1% y listo para su aplicación tanto directamente como en preparados cosméticos.

Aplicaciones del Ácido Hialurónico en Cosmética Natural

En la cosmética natural casera, el ácido hialurónico de bajo peso molecular se aplica sobre todo por medio de cremas y serums, pero también destaca su uso en otro tipo de cosméticos:

  • Cremas y serums caseras antiarrugas.
  • Cremas y serums para pieles maduras.
  • Cremas y serums para pieles deshidratadas.
  • Cremas hidratantes para todo tipo de pieles.
  • Contorno de ojos y boca.
  • Gel reafirmante y tensor.
  • Todo tipo de lociones

Modo de uso del Ácido Hialurónico en Cosmética

Si quieres utilizar ácido hialurónico en tus preparados cosméticos, debes utilizarlo en una dosis máxima del 1% y diluido previamente en agua destilada o hidrolato. Recomendamos añadirlo poco a poco para que no se formen grumos.

Si no deseas añadirlo a una gran preparación, puedes simplemente diluirlo en agua floral o en un hidrolato que le vaya bien a tu piel y aplicarlo directamente, sin necesidad de incorporarlo a cremas o serums.

En Jabonarium, recomendamos combinar el Ácido hialurónico de alto peso molecular con el de bajo peso molecular: el de bajo peso penetrará en las capas más profundas de la piel y el de alto peso en las capas más externas.

Recetas de Cosmética Casera con Ácido Hialurónico

El Ácido hialurónico es ideal para hacer cosméticos hidratantes o antiarrugas, gracias a que es capaz de atraer y retener hasta 1000 veces su peso en agua. A continuación, te presentamos el listado de recetas de cosmética casera que podrás elaborar utilizando ácido hialurónico.

Si aún te surgen dudas sobre el Ácido Hialurónico, escríbenos en los comentarios de esta entrada de blog. ¡Te ayudaremos encantad@s!


Hacer cosmética natural y casera tiene muchas ventajas: obtener un producto adaptado a ti y a las necesidades de tu piel y cabello, eliminar tóxicos de cosméticos tradicionales e ingredientes innecesarios, conocer cada ingrediente de la fórmula, reducir plásticos y, además, disfrutar de un buen rato potingueando.

Sin embargo, es importante seguir ciertos pasos para que el proceso de elaboración sea seguro y no te cause reacción alérgica o irrite tu piel:

  • Desinfecta los utensilios, envase y mesa de trabajo antes de empezar. ¡Se tarda sólo 1 minuto!
  • Utiliza guantes, mascarilla y gafas en aquellas elaboraciones que lo requieran.
  • Haz una medición de pH de la elaboración final para asegurarte de que está en el rango correcto. Puedes corregirla fácilmente. Sube el pH utilizando un álcali como el bicarbonato. Bájalo con una solución ácida. Por ejemplo unas gotas de ácido láctico o ácido cítrico.
  • Hay que probar la elaboración siempre en una zona reducida de la piel para comprobar que no hay ninguna reacción adversa.
  • Utiliza los ingredientes en su dosis correcta. La indicamos en todas las páginas de producto. Si tienes dudas sobre alguno, pregúntanos! ♥ No nos hacemos responsables del mal uso de los productos y de la incorrecta dosificación de los mismos en las elaboraciones.