Product was successfully added to your shopping cart.

Aceite de Laurel Virgen- Laurus nobilis linne

Doble click en la imagen para abrir/cerrar

Alejar
Acercar

Aceite de Laurel Virgen- Laurus nobilis linne

El aceite de laurel es antibiótico y antifúngico; nutre, suaviza, refresca y limpia la piel mientras actúa como un antiséptico. Es especialmente recomendado para pieles sensibles y dañadas. En Siria, el laurel se ha utilizado durante siglos en la elaboración del jabón de Alepo.
Este jabón promueve la cicatrización de heridas, es eficaz contra las picaduras de insectos y se utiliza en enfermedades de la piel, como alergias, irritación, dermatitis, eczemas, psoriasis, acné, herpes.etc.
Formato Precio Stock Cantidad
125 ml.
10,00 €
Últimas unidades
-+
Máximo 5 u.
250 ml.
19,00 €
Últimas unidades
-+
Máximo 1 u.
Envío el mismo día (*)
Envío gratis desde 60 € (*)
Enviamos el mismo día los pedidos confirmados antes de las 14:00.
Envio gratis para los pedidos superiores a 60€
Envío el mismo día (*)
Envío gratis desde 60 € (*)
Enviamos el mismo día los pedidos confirmados antes de las 14:00.
Envio gratis para los pedidos superiores a 60€

Detalles

Inci: Laurus nobilis linne

El aceite de laurel es antibiótico y antifúngico; nutre, suaviza, refresca y limpia la piel mientras actúa como un antiséptico.

Es especialmente recomendado para pieles sensibles y dañadas.

En Siria, el laurel se ha utilizado durante siglos en la elaboración del jabón de Alepo.

Este jabón promueve la cicatrización de heridas, es eficaz contra las picaduras de insectos y se utiliza en enfermedades de la piel, como alergias, irritación, dermatitis, eczemas, psoriasis, acné, herpes.etc.

Tradicionalmente el jabón de Alepo se hacía por el “proceso en caliente”.

Se calentaba el aceite de oliva junto con el agua y la sosa y se hacía hervir durante tres días, hasta que se iba convirtiendo en una pasta espesa. El aceite de laurel se añadía al final del proceso para asegurarse así de que todas sus propiedades quedaban intactas.

Posteriormente se vertía la masa y se dejaba endurecer un día. Después se cortaba en cubos a los que se les ponía el sello de jabón de Alepo artesanal y se dejaban curar al menos 6 meses.

Actualmente los modernos jabones de Alepo se fabrican por el “Proceso en frío” y contienen los mismos aceites de oliva y laurel. La proporción de aceite de laurel puede ir desde el 2 al 30 %. A más concentración de laurel, mejor jabón obtendremos.

Indice de saponificación para hidróxido de potasio: 0.198 indice de saponificación para hidróxido de sodio: 0.141